Debo ser muy buena presa… Edu Izquierdo y El Cabrero

"Debo ser muy buena presa cuando tengo tantas escopetas apuntándome" es la novela de ficción que tiene como protagonista a El Cabrero

Eduardo IzquierdoEduardo Izquierdo, redactor habitual de las revistas Ruta 66, Mondosonoro y EFE EME y escritor de libros relacionados con la música como “Simpatía por el relato: Antología de cuentos escritos por rockeros” o “Quique González, Una historia que se escribe en los portales“, presentó la semana pasada en la Feria del Libro de Sevilla su nuevo trabajo “Debo ser muy buena presa cuando tengo tantas escopetas apuntándome” basado en la figura de El Cabrero,  y hasta allí nos acercamos una pequeña avanzadilla del Musiquiátrico para descubrirlo de mano de su autor.

Lo primero que nos llama la atención del libro es, lógicamente, su protagonista: José Domínguez Muñoz, El Cabrero, una de las mayores figuras del cante flamenco, reconocido mundialmente, pero censurado en España e incluso encarcelado (en plena democracia) por cagarse en Dios a micrófono abierto.

El Cabrero, republicano, ateo, amigo de los pobres y hombre de campo, ha sido y sigue siendo el enemigo del burgués, los señoritos y la religión, y su lucha no es violenta, sino poética, que hace más daño, por eso siempre han intentado desprestigiarlo y silenciarlo tanto periodistas, como medios afines a los que están en su punto de mira.

Debo-ser-muy-buena-presaPero demos gracias a que haya periodistas como Edu Izquierdo al que su abuelo le ponía de pequeño las cintas de El Cabrero y le contaba sus vivencias, que dejaban pasmado a un chico que veía en la figura de ese cantaor a poco menos que un peculiar superhéroe con su gorro de Cowboy y sus botas, y con unos valores dignos de otra época, en la que los hombres demostraban quiénes eran a través de sus acciones y no de sus palabras.

 “Debo ser muy buena presa cuando tengo tantas escopetas apuntándome” es una novela, o más bién, una biografía ficcionada, en la que la realidad y el mito se confunden, y que toma como protagonista a la persona de El Cabrero, que lo asimila con Bob Dylan, Johnny Cash o Woody Guthrie, a pesar de que a  José bien poco le suenen algunos de esos nombres.

Comentaba el autor durante la presentación del libro, que tras haber mantenido varias conversaciones y de haber convivido algún tiempo con El Cabrero, aún no tenía muy claro qué pensaba éste sobre el libro, de momento seguía manteniéndole la palabra, que ya es bastante.

Si quieres pillar el libro a buen precio, acércate a la editorial en el siguiente enlace:  Ediciones Lupercalia

Fotografías: Dra. Ana Palo

Author: Dr. Evo Fdez.

Musicópata de nacimiento, sus padres notaron algo raro en él cuando de pequeño lloraba afinado, por eso lo mandaron internado al Musiquiátrico aún siendo un niño. Hoy, muchos años después, se ha reconvertido en un monstruo musicopático, ávido de devorar todos los injertos musicales que se pongan a su alcance.

Compártelo con todos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a la barra de herramientas