Kiko Veneno: 20 años echando de menos el 'cantecito'

  • El artista de Figueras revisita su obra cumbre en el vigésimo aniversario de su lanzamiento

José María López Sanfeliu , ese catalán fino -que de tan fino parece sevillano-  habitualmente conocido como  Kiko Veneno,  tiene, como mínimo, dos razones para que le consideremos digno de los pabellones de nuestro vetusto Musiquiátrico.

La primera, de la que ya hablamos largo y tendido en su momento, se refiere a su decisiva influencia en dos discos fundamentales de la música española: ‘Veneno’, del grupo homónimo que lideró durante su breve pero intensa existencia junto a los hermanos Amador;  y por supuesto, ‘La Leyenda del Tiempo’ de Camarón,  del que es responsable, entre otras, de la mítica ‘Volando Voy’.

La segunda es el conjunto de enormes canciones que componen ‘Échate un cantecito‘, cima musical de su carrera en solitario y disco del que justo ahora se cumplen 20 años desde su lanzamiento. Corría el año 1992 y mientras ese mentiroso escaparate que fue la Expo se consumaba en la cartuja de Sevilla, el bueno de Kiko huía a Londres de la mano de Santiago Auserón a preparar su último cartucho, un disco que tras los fracasos de ‘Seré mecánico por ti’ o      ‘Pequeño salvaje’ debía devolverle a la música o retirarle para siempre.

Lo que siguió a la publicación de este disco es bien conocido. Rotundo éxito de unas canciones que se convirtieron en la feliz banda sonora de toda una generación y que ahora, 20 años después y al tiempo que se derrumban a nuestro alrededor muchas de las esperanzas que germinaban ese mismo año 92, Kiko vuelve a editar con algunos añadidos.

Concretamente, esta reedición de las canciones originales que componían el ‘Échate un cantecito‘, nos sorprende, además, con un curioso recuerdo de la grabación de este mítico disco. Se trata del facsímil de un diario del proceso creativo en Londres en aquellos días, dónde el ex-componente de Veneno nos desvela las preocupaciones, esperanzas y situaciones que rodearon la grabación del mismo en los estudios Moody de la capital británica.

Por otro lado, como viene siendo habitual al volver a editar un trabajo ya realizado, se ha incluido material inédito, como dos versiones distintas de ‘Superhéroes de Barrio’ y ‘En un mercedes Blanco’ (con letras diferentes a las que mil veces hemos escuchado), así como las maquetas de otros temas, como ‘Fuego’.

Aprovechando la oportunidad, se rescatan las versiones que se grabaron en su momento para el disco ‘Puro Veneno’‘Lobo López’ con Andrés Calamaro, ‘En un mercedes blanco’ con María Jiménez o ‘Reir y Llorar’, cantada a medias con Albert Plá. Por último, también se ha colado un rémix ¿dance? de ‘Echo de menos’ que este humilde doctor no había escuchado hasta ahora y que, en cualquier caso, espera no tener que volver a hacerlo. Aquí decididamente, no hay color con la intemporal rumbita original.

La vigencia de las historias cantadas por el artista afincado en Sevilla  en ‘Échate un cantecito’ ha quedado patente en el concierto-presentación de la reedición del disco, que tuvo lugar en Madrid y que debió cambiar su ubicación de la sala Joy Eslava a la La Riviera porque la afluencia de público fue mucho mayor de la esperada. Allí Kiko, que llegó montado en un flamante Mercedes blanco descapotable, demostró, como cantaba Gardel, que 20 años no son nada.

Imagen de perfil de Dr. R. Ayala

Author: Dr. R. Ayala

Compártelo con todos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

-
-
Ir a la barra de herramientas