Lendakaris Muertos, Crucificados por el Antisistema – Crítica del disco

· El último síntoma presentado por Lendakaris Muertos pasa por la consulta del Dr. Barbituriko

Después de cuatro años sin tener noticias desde el estudio, (sí la publicación de un disco en directo) Lendakaris Muertos vuelven a perpetrar su nuevo ataque irónico contra el punk, y casi contra todo aquello que les rodea. Conocidos por nuestros doctores a la perfección debido a los severos ataques de humor que han inyectado a la música en castellano, llega la hora de que situemos nuestra lupa sobre ‘Crucificados por el Antisistema’, el último disco de Lendakaris Muertos.

Si hay algo que estos navarros han demostrado desde los primeros brotes de los que tuvimos noticias, es que para decir las cosas que no nos gustan e incluso protestar contra ellas no es necesario parecer enfadado siempre. Hay otra forma de hacerlo, pero puede ser mucho más dura: el humor. Ese magnífico regalo que nos ha dado la humanidad y que muchos no parecen comprender cuando se centra en sus personas y/o personajes. Una propagación vírica que hace enfadarse a unos mientras consigue que otros rían sin cesar.

El nuevo disco de Lendakaris Muertos, ‘Crucificados por el Antisistema’ cuenta con un total de 17 dosis, ninguna de las cuales supera los 3 minutos de duración y comienza con el llamamiento de ‘A la calle’, cosa que muchos oyen en sus trabajos antes de ser despedidos. Y para empezar a mosquear a gente ‘Estamos en esto por las drogas’ satiriza las razones por las que algunos grupos se dedican al mundo de la música. Parafraseando a sus satánicas majestades ‘Simpatía por el de Bildu’ examina la actualidad política del País Vasco, seguida por ‘Cómeme la franja de Gaza’, una perspicaz y única visión del sufrimiento que padecen las mujeres palestinas.

La inmigración y la visión que nos inoculan desde los medios de comunicación son los protagonistas de ‘Una de Rumanos’, seguida por ‘Que tiren la bomba’ para acabar de una vez por todas con las constantes contradicciones de nuestra sociedad, y ‘Síndrome de Download’ una enfermedad que en pleno siglo XXI es toda una epidemia. ‘Pendientes de Perla’, ‘Envidia Cocina’, ‘Amor, Discos y a Patadas’ y ‘Satán’ completan las mini dosis de punk hasta el corte número once.

Vuelven a satirizar a lo que muchos llaman movimiento, otros lo llaman moda y Lendakaris Muertos simplemente ‘Punk de Molde’. Los mismos que muchas veces sufren las consecuencias de su bravura y acaban sufriendo alguna noche de ‘Teletecho o Propofol’. ‘Ni si, ni no, ni todo lo contrario’ ahonda en el negativismo que predomina en casi todos los grupos con mensaje social y el encorsetamiento de estos a ciertos estándares caducos. ‘¿Derrochas Agua?’ y ‘Mucha Presión’ anticipan el final, que viene de la mano de ‘La hoz y el Martini’. De nuevo Lendakaris Muertos son capaces de sacarle los colores hasta a las causas más nobles.

Al analizar una por una cada una de las canciones que componen el nuevo disco de Lendakaris Muertos se puede entender perfectamente por qué ya con su primer disco fueron capaces de ganarse enemigos cerca y lejos, no les importa ser quienes digan las cosas políticamente incorrectas y más de una verdad que durante años han estado acalladas. Por tanto El Musiquiátrico receta la escucha de ‘Crucificados por el Antisistema’ como método eficaz para el buen humor social y la autocrítica personal en todo momento. Puede que musicalmente ni hayan ni vayan a inventar ningún sonido, pero cada palabra que escuches será como una bofetada de realidad pasado por la trituradora de la ironía.

Author: Dr. B. Barbitúriko

Compártelo con todos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a la barra de herramientas