Todo es de Color | Lole y Manuel & Triana

Década de los '60, barrio de Santa Clara de Sevilla

El germen del rock y los hippies ya ha llegado a España y ha calado profundamente en algunas zonas del país. Una de esas zonas es Sevilla, donde la música americana llegaba a raudales a través de la base aérea de Morón, con la que los jóvenes de la época “flipaban” literalmente.

lole y manuel portadaDecía Manuel Molina (Lole y Manuel), que ellos no tocaban ni cantaban mejor que sus padres, pero que sus padres no habían visto tocar a Jimmy ni cantar a Janis, que había habido un cambio en el ritmo, y con ello se había actualizado una música que había permanecido impertérrita durante siglos.

Con la llegada de las guitarras eléctricas, el flamenco empezó a cambiar, culpa en gran parte de Gualberto y compañía, vease “Smash”, que fueron los primeros en fusionar la música popular española con la música moderna norteamericana.
Y poco después de Smash, que fueron unos adelantados a su tiempo, empezaron a surgir grupos que, cada uno a su manera, se salían de los convencionalismos del flamenco y que empezaban a meter otras métricas, otros ritmos y otros cantes que se salían del flamenco puro.

Paralelos en el tiempo, Lole y Manuel y Triana, allá por los años ’70 rompieron para siempre con el flamenco tradicional, llevando más allá el concepto que ya habían iniciado años antes los Smash.

triana el patio
Una de las canciones que marcarían la diferencia en esta época fue escrita mano a mano por Manuel Molina y Tele Palacios (Triana) y grabada por ambas formaciones con diferencias de matiz, su nombre era tan esperanzador para aquella época como “Todo es de Color”.

Lole y Manuel le ponían el alma a cada nota y la tocaban así, con ese aire místico, casi de plegaria que tanto le gustaba y le sigue gustando a Lole Montoya.

Triana al mismo tiempo, en su álbum “El Patio”, y alejados de la versión cuasi religiosa de Lole y Manuel, llevó esta canción a otro registro, con una orquestación y arreglos propios de una gran banda de rock.

Author: Dr. Evo Fdez.

Musicópata de nacimiento, sus padres notaron algo raro en él cuando de pequeño lloraba afinado, por eso lo mandaron internado al Musiquiátrico aún siendo un niño. Hoy, muchos años después, se ha reconvertido en un monstruo musicopático, ávido de devorar todos los injertos musicales que se pongan a su alcance.

Compártelo con todos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a la barra de herramientas