Van Canto | Heavy Metal a capella desde Alemania

El Heavy Metal ha evolucionado y ya no necesita guitarras eléctricas

La música son sensaciones. O al menos, muchas veces, es con lo que uno se queda. Cuando la sensación se convierte en una patología musicópata, los afectados siempre buscan más; ascender en cuanto a complicación, estilo, buscar fórmulas nuevas. Dar otra vuelta de tuerca, podríamos decir. Algo así debieron pensar hace algunos años los miembros de Van Canto, una banda alemana de Hero Metal formada en 2006 a partir de retales de otras bandas (Synasthasia, Fading Starlight, The Razorblades, Deadly Sin…); y que ya cuenta con cuatro álbumes en el mercado.

¿Y cuál es su vuelta de tuerca particular? Merece la pena escucharlos y descubrirlo por uno mismo.

Habrán notado algo particular sobre los instrumentos con los que este grupo opera. Concretamente que, salvo la batería, no hay ninguno. De los seis miembros del grupo, cinco son cantantes. Y aunque el género a capella es profundamente amplio, no es exagerado decir que el Metal a capella es una infección casi inédita. Podrían acercarse casos como el celebérrimo Dokaka o el coro serbio Viva Vox Choir, que pasó hace poco por el Musiquiátrico, pero este grupo es una rara pieza de colección que lleva detrás una gran calidad técnica y muchas horas de preparación.

Aunque en primeras escuchas de sus temas pueda parecerlo, no hay instrumentos, salvo en algunos pocos temas de los últimos discos, donde puede escucharse por detrás un piano, una orquesta o una guitarra acústica, pero se identifican fácilmente. Todos los riffs de guitarra, bajos, coros, etc, están hechos con voces. Pero no se trata de temas prefabricados imposibles de llevar al exterior, ni mucho menos. Los temas de van Canto son llevados al directo casi sin adaptaciones, no más de las que necesitaría cualquier otro grupo. Desgraciadamente, no se suelen alejar demasiado de las tierras germanas.

Como ellos mismos cuentan, los primeros pasos del grupo recorrieron un terreno poco explorado a la hora de llevar las técnicas y estilos del metal a las voces humanas. Incluso trataron de tener algún beatboxer en la formación, pero el doble bombo y en general el ritmo que el Heavy Metal imprime a la percusión, hicieron imposible una conversión satisfactoria de las baterías. En la actualidad, la formación compagina versiones de grandes bandas (Iron Maiden, Manowar, Grave Digger, Angra, Metallica, Sabaton, …) con sus propias creaciones, que poco tienen que envidiar a las otras versiones.

El catálogo de colaboraciones del grupo contiene nombres de gran prestigio: Tony Kakko (Sonata Arctica), Jakim Brodén (Sabaton), Chris Boltendahl (Grave Digger)…, lo que es un buen indicador del peso y la fuerza de esta banda. Su disco más reciente, Break the Silence, vio la luz en Septiembre del pasado año y contiene trece cortes, superando la hora de Metal vocal.

Imagen de perfil de Dr. Sera

Author: Dr. Sera

Compártelo con todos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

-
-
Ir a la barra de herramientas