Gogol Bordello: 'Punk Gitano' importado de Nueva York | Tratamiento para la Depresión del Dr. Evo

Con la llegada de la primavera, los instintos suicidas afloran en todo el hemisferio, inducidos por la empalagosa sensación que produce ver a dos enamorados besándose al atardecer…

Para contrarrestar estos brotes de aflicción, el doctor Evo recomienda una oportuna porción del desvergonzado y combativo punk balcánico de Gogol Bordello.

Formado en las entrañas de Nueva York por un inmigrante ucraniano y dos rusos que se conocieron en una boda, Gogol Bordello llega rompiendo los esquemas del Musiquiátrico con un violín y un acordeón. Su cantante Eugene Hutz, emigrado de Kiev después del desastre de Chernobyl, llegó a Estados Unidos, tras haber pasado su juventud en distintos campamentos gitanos de Polonia, Hungría, Austria e Italia, y allí conoció a los rusos Sergey Ryabtsev (violín) y Yuri Lemeshev (acordeón).

Cuando conoces a Gogol Bordello (Bordello: Burdel; Gogol: Nikolai Gogol, escritor ruso s.XIX) es como dar una vuelta al mundo a través de sus guetos y sus burdeles. Representan la fiesta infinita, la fiesta triste de la ida buscando la efímera felicidad de la llegada. Una Torre de Babel en los arrabales de la antigua U.R.S.S.

Sus letras recogen la marginalidad en un mundo desquiciado, representan la Anarquía “como sólo puede hacerlo un gitano punky, gritando Libertad alzando una botella de vino.”

El potentísimo directo de Gogol Bordello, esa inconmensurable fiesta gitana – macarra, hace temblar las consciencias de todo aquel que caiga bajo la influencia de las cíngaras y los tambores, que se deje llevar hasta el caos por la fuerza de un violín y un acordeón y que levante su puño ante las consignas del camarada Eugene Hutz.

Author: Dr. Evo Fdez.

Musicópata de nacimiento, sus padres notaron algo raro en él cuando de pequeño lloraba afinado, por eso lo mandaron internado al Musiquiátrico aún siendo un niño. Hoy, muchos años después, se ha reconvertido en un monstruo musicopático, ávido de devorar todos los injertos musicales que se pongan a su alcance.

Compártelo con todos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a la barra de herramientas